Una puerta rápida es una puerta flexible y ligera, de uso industrial intensivo, que gracias a su velocidad de acción, disminuye al máximo las corrientes de aire, las pérdidas de temperatura ambiente y facilita la fluidez del tráfico.

La mejora de las condiciones de trabajo y la economía en los gastos energéticos hacen de estas puertas una inversión rápidamente amortizable.

Puertas para uso exterior

Puertas resistentes a fuertes cargas de viento gracias a su diseño reforzado. Generalmente son puertas rápidas con sistema de elevación apilable pero pueden darse algunas excepciones.

Puertas para uso interior

Puertas de diseño más ligero para accesos donde haya presiones de aire bajas o moderadas. Habitualmente son la gamma de puertas de apertura enrollable y apertura lateral, así como algunas puertas especiales para usos muy específicos.

Puertas para uso especial

Puertas concebidas para un sector específico teniendo en cuenta sus necesidades técnicas. Pueden ser de apertura enrollable o apilable.

Pincha en la imagen y consulta todos los modelos.

Modelos de puertas rápidas


Puerta rápida instalada recientemente para el sector hortofrutícola, la Instant Roll Eco inoxidable es la puerta ideal para las cámaras frigoríficas, consigue la máxima estanqueidad mediante juntas en los laterales y el telón fabricado con lona espumada aislante.

Es una puerta rápida enrollable para huecos interiores que proporciona una fácil fluidez del tráfico en cámaras frigoríficas, cuartos fríos o salas refrigeradas de temperatura positiva que habitualmente tienen un uso intensivo y donde es necesario mantener una temperatura constante.

En las maniobras rápidas de apertura/cierre que realiza la puerta se consigue un ahorro energético y se rentabiliza la producción.

Pincha aquí para conocer más información.


Conozca todas las ventajas que proporcionan las puertas rápidas Hermetic Roll en este vídeo.

Les presentamos la mejor solución a los accesos a salas limpias y salas con presurización positiva o negativa, muy habituales en las industrias farmacéuticas y químicas.  

Hermetic Roll es una puerta rápida enrollable de alta calidad con un diseño especial para proporcionar la máxima higiene y las prestaciones técnicas que estos entornos requieren. 

  • Baja permeabilidad al aire
  • Alta velocidad de operación
  • Fácil limpieza
  • Bajos costes de mantenimiento

¡Pida su presupuesto sin compromiso!


¿Qué es una cortina cortafuegos? Es un cierre cortafuegos textil enrollable, que ocupa poco espacio, muy ligero y de fácil instalación.

¿Para qué sirve/utiliza una cortina cortafuegos? Para evitar la propagación del fuego, en caso de incendio. Puede sustituir a otras soluciones cortafuegos como puertas correderas, guillotinas, enrollables, seccionales, ect…

La cortina cortafuegos se define como cortina textil con irrigación de agua y clasificación de resistencia al fuego EI180.  Se trata de un sistema automático diseñado como elemento de sectorización, con función separadora, capaz de soportar la exposición al fuego durante 180 minutos, sin que exista transmisión del fuego por su otra cara.

Conoce de qué está compuesta la cortina cortafuegos enrollable, solución flexibles, tremendamente resistente.

¡SOLICITE PRESUPUESTO SIN COMPROMISO!

 


Todos hemos oído hablar de las puertas cortafuegos, puertas que durante cierto tiempo, contado en minutos, impiden que el fuego se transmita de un lugar a otro. Esta sería una escueta definición de estas puertas.

Pero sabíais que los minutos que indican su nomenclatura son los minutos que tardarían los bomberos a llegar al incendio? Por ejemplo una puerta con un número 60 significa que la puerta tiene que aguantar 60 minutos, tiempo desde el parque de bomberos hasta la vivienda, local, nave… donde esté el incendio. Un dato interesante, no os parece?

Aunque la nomenclatura que se sigue usando coloquialmente es RF (Resistencia al Fuego) este término se cambio en 2006 (Código Técnico de Edificación) por la nomenclatura EI, seguido por el tiempo de resistencia su durabilidad. Las iniciales EI corresponden a:

E (integridad) indica el tiempo durante el cual un elemento es capaz de mantenerse como barrera al paso de la llama y de los gases.

I (aislamiento) indica el tiempo durante el cual un elemento es capaz de mantenerse como barrera al paso del calor. Para puertas tiene dos formas distintas de comprobarse: I1 y I2, en España se utiliza I2.

Actualmente existen en el mercado una gran variedad de puertas cortafuegos, adaptándose no sólo a las necesidades de cada ubicación sino también a la estética deseada (sobre todo en puertas de viviendas)

Según su sistema de apertura/cierre y sus características constructivas podemos definir varios tipos de puertas:

  • Correderas: La puerta (de 1 hoja, 2, 3…) se desliza por una guía superior, mediante un contrapeso que la hace mover.
  • Guillotina: Lleva dos guías laterales contrapesadas, de deslizamiento vertical, también puede ser de 1 o varias hojas.
  • Seccional: Igual que una puerta seccional, está divida por varios paneles que articulan sobre bisagras. Sobre cada panel, a derecha e izquierda, están fijados los soportes abisagrados de los rodillos que circulan sobre guías verticales. Estas puertas son siempre motorizadas.
  • Enrollables: Sobre el tambor superior se van enrollando las lamas de la puerta (tipo persiana), estas lamas se deslizan por dos guías verticales. También son siempre motorizadas.
  • Practicables: Puerta de 1 o 2 hojas batientes, pueden llevar mirillas, manillas… siempre con barra antipánico, cierrapuertas y electroimán para liberar la puerta en caso de incendio. Cuando es de 2 hojas siempre tiene que llevar selector de cierre.

Puerta seccional cortafuegosPuerta peatonal cortafuegosPuerta guillotina cortafuegosPuerta enrollable cortafuegosPuerta corredera cortafuegos

La señal para cerrar la puerta será mediante uno de estos dos elementos:

–         Señal de la central de incendios: Mediante un cable especial se conecta el electroimán de la puerta a la central de incendios. Cuando esta central detecta un incendio envía una orden a la puerta para que libere el electroimán y la puerta se cerrará (bien por gravedad, cierrapuertas…)

–         Fusible térmico: Sigue estando en vigor pero casi en desuso. Cuando el fusible llega a una temperatura de 68-70º se funde con lo que libera la puerta y esta se cierra.

Existen muchos más elementos de las puertas (amortiguador de impacto, regulador de velocidad, fuentes de alimentación…) pero creo que os esta explicación que hemos hecho tenemos una idea un poco más clara de que son las puertas cortafuegos, sus características y modelos.

Sergio Malo – Mormeneo

Ref: Archivos propios – Web Ángel Mir